El ciclo lectivo 2021 en la Ciudad podría comenzar el 17 de febrero y en modalidad 100% presencial

La ministra de Educación Soledad Acuña adelantó que el plan es que los chicos empiecen 15 días antes “para recuperar la rutina” y que sus docentes “puedan hacer un diagnóstico”.


La ministra de Educación de la Ciudad de Buenos Aires Soledad Acuña, adelantó este domingo que el ciclo lectivo 2021 comenzaría el 17 de febrero, con una modalidad 100% presencial. La idea de la funcionaria es adelantar dos semanas el comienzo del próximo calendario escolar para que los chicos “puedan recuperar la rutina”.

“Una maestra que el año que viene recibe a un cuarto grado, en realidad recibe a estudiantes que la última vez que fueron a la escuela fue en segundo grado. Por eso lo mejor es empezar lo antes posible”, explicó la titular de la cartera de Educación porteña en diálogo con FM Milenium. Y agregó que están “apostando al modelo de 100% presencial”.




En relación al objetivo principal de esta medida, Acuña resaltó que es que “los chicos puedan recuperar la rutina, el hábito de ser estudiantes", y, paralelamente, "que los docentes puedan hacer un diagnóstico claro de lo que se encuentran dentro del aula”.

Tal como lo habían adelantado desde el Gobierno porteño, el calendario escolar 2020 terminará como estaba previsto, el próximo 16 de diciembre. "Nuestra intención es poder terminar en fecha como se previó inicialmente, a mediados de diciembre el año calendario de este 2020 y comenzar el 2021 en forma anticipada el 17 de febrero. Lo que va a requerir es que los docentes vuelvan antes. Estamos tratando de armar todo el ajedrez”, señaló la ministra.

La funcionaria contó se refirió también al avance del proyecto para que los chicos “puedan recuperar la presencialidad” y detalló: “Ya llevamos un número importante de escuelas abiertas, son 322 y el lunes se suman otras 105”.

Respecto a esto, explicó que se le dio prioridad a los alumnos que se habían desvinculado de sus docentes durante la cuarentena y a los que estaban terminando un ciclo, tanto a nivel secundario como primario e inicial, y pidió paciencia para las familias cuyos hijos no encajan en estos grupos.

Además, afirmó que el proyecto es que las actividades de revinculación lleguen a todas las escuelas de gestión estatal de la Ciudad de Buenos Aires antes de fin de año, con el objetivo de que todos los estudiantes puedan ir, como mínimo, entre tres y cinco veces, a su colegio antes de que termine el ciclo lectivo.


“En el caso de las escuelas privadas, nos van pidiendo autorización, que es automática, no tarda más de 24 horas. Después depende de cada institución cómo puede asegurarse de cumplir los protocolos. Las escuelas firman un compromiso legal de que van a cumplir el protocolo y nosotros hacemos el seguimiento. Ya hay más de 1400 escuelas privadas que abrieron", reveló.


TN.com.ar habló con fuentes del ministerio de Educación porteño y confirmaron que la idea es terminar el 16 de diciembre e iniciar el nuevo ciclo lectivo en febrero, aunque “está todo en análisis aún”.


A su vez, aclararon que no se debe pedir autorización a Nación para poder concretarlo, ya que luego del receso de verano cada jurisdicción decide cuándo comienzan las clases en cada distrito. “Hay una tradición de ponerse de acuerdo por el tema de las vacaciones, pero cada jurisdicción puede decidir cuándo”, remarcaron.


Consultado por TN, el ministro de Educación de la Nación Nicolás Trotta explicó que el objetivo desde el Gobierno es “ser responsables con la ciudadanía” y que se viene trabajando con las jurisdicciones. En este contexto, el miércoles se reunirá el Consejo Federal para seguir articulando el proceso de reorganización pedagógica frente al año próximo. Primero, para poder avanzar en los aprendizajes que quedaron pendientes y, luego, en el esquema del regreso a las escuelas.


La expectativa es que el 2021 se recupere la presencialidad que perdimos. Pero hay que ser muy cuidadosos en cuanto a la realidad epidemiológica de cada una de las jurisdicciones”, resaltó Trotta. Aunque agregó: “La expectativa que tenemos es que en marzo el escenario va a ser mejor que el que estamos transitando hoy en día”.


En relación a su visión para febrero de 2021, el funcionario aseguró que “podemos esperar que esté mejor la realidad epidemiológica” y detalló que “en la región Metropolitana ha mejorado notablemente, tanto en la Ciudad como en el Gran Buenos Aires”.


A su vez, dejó en claro que no hace falta esperar la llegada de una vacuna para volver a las aulas, aunque “sí una realidad epidemiológica que lo permita para no exponer a un riesgo innecesario a la comunidad educativa”.


La idea es que en el mes de marzo podamos tener clases en todo el país, aunque no haya vacunas, con protocolos”, resaltó Trotta y explicó que las experiencias de presencialidad que se están implementando son un aprendizaje para el futuro.

El plan B y las negociaciones con los gremios

Pese a que la idea del Gobierno porteño es volver a las aulas en febrero de manera 100% presencial, Acuña adelantó que en su ministerio también están trabajando sobre un “modelo híbrido de parte presencial y parte virtual”.

Otro tema que podría evitar la vuelta a las aulas es el conflicto con algunos gremios docentes, que no están de acuerdo con las medidas adoptadas por Acuña. En este sentido, la funcionaria porteña resaltó: “No son los gremios los que deciden si empiezan las clases o no”, y contó que ya están teniendo reuniones con los referentes de las agrupaciones que nuclean a los docentes para terminar de resolver las diferencias sobre la paritaria.

SECCIONES
LO QUE HAY QUE SABER
CLIMA
SUMATE A NUESTRAS REDES SOCIALES
  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
este-es-el-que-va.gif

CAMPO