El motivo por el que los Juegos Olímpicos Tokio 2020 aún no se suspenden

Japón asegura que el evento se desarrollará pese a la suspensión absoluta del deporte mundial por la pandemia.

Mientras el mundo paraliza casi en su totalidad las actividades de cada rubro de la economía como consecuencia de la pandemia de coronavirus, el Comité Olímpico Internacional (COI) y la organización de Tokio 2020 resisten y ratifican su desarrollo en los tiempos previstos pese a la sorpresa mundial.

Los entes aseguran que el máximo evento planetario del deporte se llevará a cabo en los tiempos cronológicos previstos desde el 7 de septiembre de 2013, cuando se realizó la votación de la sede: el 24 de julio será la apertura y el 9 de agosto la ceremonia de clausura. Nada ha cambiado aún y existe un motivo para entenderlo: los millones detrás de los anillos olímpicos más la vaguedad del artículo 66firmado entre los entes.

Cancelar los Juegos "es imposible. Si no se ingresan las tarifas de derechos de retransmisión, entre otros, las finanzas del Comité Olímpico Internacional (COI) se verán comprometidas", reconoció Haruyuki Takahashi, presidente del comité organizador de Tokio 2020, en una entrevista con el diario japonés Asahi, al que sin embargo aclaró que se trata de una opinión personal, al margen de la postura oficial.

Economistas de Japón estiman que la cancelación de la cita deportiva afectaría el 1,5% del PBI y los nipones deberían renunciar además a los 2 mil millones de euros que según las previsiones recibirían sólo de los turistas.

La actriz griega Xanthi Georgiou, vestida como una antigua sacerdotisa griega, sostiene la antorcha olímpica durante la ceremonia de entrega de la Llama Olímpica para los

Por eso a diario las principales autoridades multiplican sus esfuerzos para ratificar la agenda prevista. Cancelar o posponer los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 por el brote de coronavirus es "inconcebible", aseguró ayer el presidente de la organización, Yoshiro Mori, al salir al paso de las declaraciones de otro miembro del comité que sugirió que podrían aplazarse varios años.

"A mí también me sorprendió cuando lo escuché. Francamente, creo que dijo un disparate, algo inconcebible", declaró Mori al ser consultado al respecto por periodistas, según declaraciones recogidas por el portal japonés de retransmisión de vídeos Abema.

Mori reconoció que él también está "preocupado", pero aseguró que la organización sigue adelante "según lo planeado". Añadió que había hablado con el miembro del comité que señaló la posibilidad de un aplazamiento y que éste se disculpó.

Desde que en enero empezaron a detectarse casos del coronavirus fuera de China, epicentro del brote, tanto el Gobierno nipón como el comité organizador han insistido en que la epidemia no altera los planes para celebrar Tokio 2020 y que están en contacto constante con la OMS para garantizar la seguridad del evento.

Sin embargo, la propagación del virus ya ha obligado a cancelar competiciones clasificatorias para los Juegos en varios países o disminuir el perfil de actos como el encendido de la antorcha en Olimpia (Grecia) y las restricciones a los viajes cada vez mayores representan un creciente desafío logístico.

El controvertido artículo 66

El contrato que el COI y la ciudad de Tokio firmaron hace siete años contempla varios factores por los cuales la cita podría suspenderse, como una guerra o un boicot, por mencionar algunos, pero no contempla el caso específicos de una pandemia, como ocurre ahora con el COVID-19.

El mencionado artículo, referido al Vencimiento del contrato, señala en su apartado a/ que el COI estará "autorizado a poner fin al contrato y retirar los Juegos a la ciudad" si el país sede "está en algún momento, antes de la ceremonia inaugural o durante los Juegos, en estado de guerra, desorden civil, boicot, embargo decretado por la comunidad internacional o una situación reconocida oficialmente como beligerante o", apunta el texto, "si el COI tiene razones fundadas para creer, según su propio criterio, que la seguridad de los participantes en los Juegos estaría gravemente amenazada o comprometida por cualquier razón".

Esta última consigna justificaría la cancelación de Tokio 2020 o, cuanto menos, su aplazamiento, ya que la salud de los atletas (la seguridad de los participantes) quedaría seriamente comprometida si estos no toman las medidas de prevención sugeridas por la OMS, como el aislamiento casi absoluto con excepción de casos de extrema necesidad (provisión de alimentos o cuestiones relacionadas a la salud), y acuden a la cita si el desarrollo de esta finalmente se cumple en medio de la pandemia.

SECCIONES
LO QUE HAY QUE SABER
CLIMA
SUMATE A NUESTRAS REDES SOCIALES
  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
este-es-el-que-va.gif

CAMPO

NOTICIAS 365    INICIO    NOSOTROS    CONTACTO

  • Grey Facebook Icon
  • Grey Twitter Icon

Copyright 2020 Noticias 365 · Todos los derechos reservados